top of page

Mujeres que han impactado en la industria de la belleza.

Gran parte de las marcas pertenecientes a la industria de la belleza están lideradas por mujeres tan normales como nosotras, mismas que comenzaron con un sueño, creyeron en él, forjaron su camino y ahora son símbolos verdaderamente importantes en la historia. 


Gabrielle Chanel

Gabrielle no tuvo una vida sencilla, pero poco a poco construyó la que quería. Con tan sólo 27 años, abrió su primera boutique de sombreros en París y no fue hasta 1922 que comenzó a explorar la industria de la belleza con la fragancia ‘Chanel Nº22’. Dos años después, Coco lanzó su primera línea de maquillaje y, a partir de ese momento, comenzó a desarrollar una inmensa gama de productos de la que hoy somos testigos. No cabe duda que, con tan sólo escuchar su nombre, ¡sabemos el valor que impone!


Rihanna

Luego de probar los productos más top de belleza, la talentosa cantante notó que había un hueco en la industria, pues no todas las marcas de maquillaje se adaptaban a los diversos tonos y tipos de tez. Fue así como Rihanna creó Fenty Beauty en 2017, e impactó en el beauty world con el diseño de una línea de maquillaje que ofrece una amplia gama de colores y fórmulas livianas que ‘hacen que la piel parezca piel’. De hecho, ella tiene el mantra de que ‘el maquillaje nunca debería sentirse como una presión. Nunca debería sentirse como un uniforme’ y es así que nuestra querida Riri influyó al grado de que, a partir de Fenty Beauty, enormes marcas ampliaron su oferta de productos.



Elisabeth Arden

Arden fue la responsable de que hoy en día nos maquillemos, por ejemplo, para ir al trabajo. ¿Porqué? Ella fue una cosmetóloga y empresaria canadiense que fundó su propia empresa de cosmética en Estados Unidos en 1910. A través de sus salones y la publicidad, cambió la percepción que la gente tenía del maquillaje. Por aquel entonces, el maquillaje solo lo usaban las showgirls, las chicas que trabajaban de noche en el mundo del espectáculo, y en general no estaba bien visto. Arden llegó y cambió las reglas del juego. Enseñó a las mujeres a maquillar de una forma sencilla y elegante para el mundo laboral. Hasta creó un lipstick llamado Moctezuma Red, que combinaba perfectamente con los uniformes de las mujeres alistadas a las Fuerzas Armadas. Arden fue una verdadera pionera en esta industria y antes de morir llegó a dirigir un imperio que fabricaba 450 productos elegantes y modernos para el cuidado de la mujer y se vendían en todo el mundo.



Madam C.J. Walker

En 1900, a falta de productos para cabello afro y habiendo perdido su propio pelo, Madam C.J. Walker ​tomó riendas en el asunto e hizo los productos que ella misma quería comprar. No solo construyó su negocio desde cero, sino que combatió el racismo y el sexismo. Se convirtió en la primera millonaria femenina dándole la oportunidad a mujeres de color de encontrar aquello que necesitaban: productos para su cabello. A los dos años, ya ganaba 150.000 dólares anuales, convirtiéndose así en la primera mujer millonaria de EEUU hecha a sí misma.


Martha Matilda Harper

Fue una de las mujeres más influyentes en el mundo de la cosmética, pero también de las más olvidadas. Durante unos años trabajó en casa de un doctor, hecho que sentó las bases de lo que fue su vida. El doctor, en su lecho de muerte, le legó la fórmula de un tónico para el cabello. Harper aún tendría que trabajar como empleada doméstica durante varios años más, hasta reunir el dinero necesario para poner en marcha el emprendimiento que la haría famosa. En 1888 finalmente había logrado ahorrar suficiente dinero para poder realizar su sueño: abrir un salón de belleza público. Y así nació el concepto de las peluquerías actuales, hasta ideó la lava cabezas tan característico de los salones.



Todas mujeres exitosas y extraordinarias que han hecho de la belleza su arma, tanto para alcanzar sus independencias y construir imperios, como para reivindicar y romper barreras.

0 comentarios

留言


bottom of page